En: ECONOMIA0

Las tarjetas revolving y los microcréditos parecen ser la respuesta a cualquier problema en un momento de dificultades económicas. Estas tarjetas resultan muy tentadoras y cómodas. Se puede disponer de dinero al instante y se devuelve en cuotas muy pequeñas. Pero, ¿dónde está el problema? Pues el problema está en que en muchas de estas tarjetas y microcréditos los intereses han resultado ser absolutamente abusivos.

Se sabe de casos de microcréditos en los que al no poder pagar al momento y acumular deuda, se han llegado a pagar intereses de un 40% y de tarjetas de crédito que, tras pagar cada cuota durante un año, al final del mismo la deuda era mayor que al inicio.

Son productos muy poco transparentes. Normalmente, al cliente se le habla de una cuota mensual que puede partir de una cifra muy baja. Pero como es un dinero que fluctúa, ya que pueden quitar más de la cuenta e incluso se amplía este crédito sin petición expresa del consumidor, no se puede saber cuánto se va a deber en cada momento. Por eso, el banco jamás te va a decir cuántas cuotas tendrás que pagar.

Pero si eliges la cantidad mínima mensual, lo más seguro es que la deuda no baje y solo estés pagando los intereses o incluso parte de los intereses, por lo que el capital adeudado aumentará incluso pagando cada mes.

Cuando los intereses de tu tarjeta o de tu microcrédito pueden ser considerados como usura, puedes reclamar el dinero que se ha cobrado de más.

¿Cómo sé si mi tarjeta cobra intereses considerados usura?

Para saber si puedes reclamar por los intereses de tu tarjeta de crédito o tu microcrédito debes de tomar como referencia el interés medio establecido por el Banco de España, que está en torno al 20%. Esta es la referencia que toma en consideración el Tribunal Supremo y la que, por tanto, van a mirar en cualquier juzgado.

Si tu tarjeta o tu microcrédito superan estos intereses o lo han estado superando hasta ahora, pueden considerarse préstamos con usura y se puede realizar una reclamación. Y, si llevas tiempo pagando tu tarjeta de crédito o tu micropréstamo, podemos estar hablando de cantidades muy elevadas.

Nuestros peritos economistas pueden analizar tu tarjeta o tu micropréstamo y realizar un estudio para calcular cuánto podrías reclamar como devolución para que decidas si te compensa el ir a juicio. En la mayoría de los casos, no solo compensa sino que los clientes se suelen sorprender por todo lo que han pagado de más sin ser conscientes de ello.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *